El Arte de la Portada

//El Arte de la Portada

El Arte de la Portada

Vender un libro va más allá del mismo texto y su título, la portada es un elemento de envergadura cuando el lector toma la decisión de comprar un libro en vez de otro. La portada se convierte en una señal o manifestación del contenido que resguarda bajo ella, la esencia.

En un principio, su uso se limitaba a proteger el texto, pero eventualmente pasó a ser una manifestación artística basada en composición gráfica que introduce a la historia que se va a leer a continuación, un reflejo del autor, de su obra e incluso- en algunas ocasiones- de la sociedad , convirtiéndose en una herramienta sumamente clave para vender.

Al momento de acceder a una obra literaria, hay que tomar en cuenta ciertos aspectos que hacen mella dentro del proceso de composición de la portada, los cuales le agregarán valor al libro en sí:

Menos es más: Hay que comprender que la portada de una pieza literaria no es el afiche de una película. No se debe tratar al lector como alguien que posee poca capacidad de entendimiento, no en necesario revelar toda la historia en la portada, hay que limitarse a impactar e introducir.

Tomar riesgos: Desde la década de los 60’s la innovación en diseño gráfico se vio sumamente marcada lo que repercutió en el diseño de portadas de libros, que incluso hoy por hoy, sigue exigiendo altos niveles de innovación como ingrediente esencial, tomar riesgos a atraverse y realmente crear en su máxima expresión.

No es nada fácil reunir la esencia de un libro, ser innovador, creativo, cumplir las leyes de composición y tener la inspiración necesaria para elaborar la imagen gráfica de un libro, pero, nadie dijo que sería imposible, y más aún cuando la pasión juega un papel determinante en este complicado trabajo. La editorial británica Penguin Books cuenta con un centenar de publicaciones anuales, clásicos de la literatura en su haber que se han vuelto íconos sociales, quizás gracias a sus portadas: La Naranja Mecánica (A Clockwork Orange) diseñada por David Pallman, es un clásico que ha trascendido en tiempo y espacio. Por otro lado, las innumerables ediciones y rediseños de 1984 escrita por George Orwell y muchísimos más clásicos literarios con portadas que han marcado a la historia, porque podría considerarse a Penguin Books (y a sus directores de arte) como una de las casas editoriales que más importancia le han dado a la portada, enfocándose en la trascendencia que ésta puede llegar a tener, comprendiendo que no se puede juzgar a un libro, pero, si se puede vender un libro por su portada.

Sigue consejos de otros diseñadores: El vicepresidente y director artístico de la reconocida casa editorial Vintage & Anchor Books, Joan Gall, contruyó las reglas para diseñar la portada de un libro basándose en su propia experiencia:

  1. Leer el libro.
  2. La inspiración está en todas partes.
  3. Ahorra en fuentes.
  4. Organiza bien tú tiempo.
  5. Las reglas se hacen para romperse.

Autor:

Claudia Tirado

@ClaudiaLennon

2018-10-09T16:11:14+00:00Diseño|