La calidad de los conocimientos generados por el uso de entornos virtuales de aprendizaje crea gran interés investigativo y más aún conocer las inquietudes del estudiante que hace vida en estos ambientes. Por esta razón, se han realizado investigaciones para valorar la calidad del ambiente de aprendizaje en línea desde la perspectiva del estudiante.

En una investigación de campo de tipo evaluativo con apoyo documental, considerando una población de mil cuatrocientos treinta (1430) estudiantes de las carreras Derecho, Ingeniería Eléctrica, Ingeniería en Sistemas, Administración de Empresas, Contaduría Pública y Comunicación Social de la Universidad Bicentenaria de Aragua en Venezuela, de donde se extrajo una muestra de setecientos cincuenta y ocho (758) estudiantes. Para recolectar la información se utilizó la encuesta El COLLES (Encuesta en Línea sobre Ambiente Constructivista de Aprendizaje en Línea) de Moodle la cual se agregó como una actividad dentro del aula virtual correspondiente a cada asignatura y se les solicitó a los estudiantes la colaboración de responderla una vez concluida la misma. Producto de la indagación se tiene que efectivamente los estudiantes con los cursos en línea han obtenido un aprendizaje significativo para su práctica profesional, se estimula el pensamiento crítico reflexivo del estudiante.

Sin embargo se evidencia que no se están analizando en suficiencia las ideas de los otros estudiantes. No hay un involucramiento consistente de parte de los estudiante respecto al dialogo educativo pues su interés se centra en explicar sus ideas y no en compartir con el resto de estudiantes. El educando siente la presencia y apoyo constante del tutor virtual guiándolo en su aprendizaje en línea. No hay un apoyo y estimulo marcado entre los compañeros de estudio de los entornos virtuales de aprendizaje. Es mas acentuada la comunicación en línea entre los estudiantes y su tutor virtual que entre los mismos compañeros de estudio.

En este sentido, basado en los resultados del estudio, se recomienda establecer un plan de mejora continua de los objetos de enseñanza presentes en las diferentes aulas virtuales para garantizar un aprendizaje significativo para la práctica profesional del estudiante. Por otra parte, es importante fomentar las estrategias que estimulen el pensamiento crítico reflexivo del estudiante así como el trabajo colaborativo. Establecer actividades que promuevan el dialogo educativo entre alumnos. Instituir mecanismos motivadores para los facilitadores o tutores virtuales de alto desempeño. Crear actividades colaborativas para propiciar el trabajo en equipo de los estudiantes. Analizar en detalle cada uno de los comentarios efectuados por los estudiantes para dar respuesta y fortalecer el entorno virtual de formación de la universidad.

Autor:

Nancy Reyes

@dranancyreyes