La libertad y el poder de un Estudiante Online

//La libertad y el poder de un Estudiante Online

La libertad y el poder de un Estudiante Online

Ejercer el derecho de aprender en un ambiente libre de la hostilidad y rigidez que envuelve a los contextos educativos tradicionales, es una premisa que lleva a la felicidad y al gozo cuando se aprende. Un ambiente de aprendizaje puede ser lo suficientemente hostil para que un estudiante decida tirar la toalla aunque ello signifique abandonar sueños y caminos recorridos.

Si pensamos en un estudiante que puede llevar a cabo la acción de aprender según su criterio y voluntad, se estaría pensando en un estudiante académicamente libre; es decir, un estudiante que ha logrado vencer las barreras temporales, geográficas, sociales, económicas y personales que acompañan a los tradicionales procesos de enseñanza y aprendizaje.

Desde esta perspectiva, si el estudiante, además, logra tener a su alcance el medio y las herramientas que le permitan que esa acción de libertad sea posible, entonces se habla de un estudiante que está ejerciendo el poder, como sinónimo de fuerza, capacidad, energía o dominio; es decir, la capacidad de hacer o ser algo y de ejercer un dominio hegemónico sobre un proceso donde él es el principal protagonista.

La libertad presupone el poder para hacer algo. Un estudiante logrará ser académicamente libre cuando realmente pueda ser responsable de una acción verdaderamente suya, y aquí entran en juego las posibilidades de acción y libertad de aprendizaje que proponen los ambientes virtuales en la modalidad de estudios online.

En estos emergentes escenarios educativos el estudiante puede reconfigurar y recontextualizar sus ambientes de aprendizaje con la inclusión de nuevas variables como la pasión, innovación, aprendizaje y creación de nodos de confianza fundamentados por el conocimiento personal que posee, y que le aporta una ventaja competitiva al momento de aprender. Este autoliderazgo en su proceso formativo le permitirá apoderase de bases de transformación social sólidas, replanteando las formas de adquisición de las habilidades y competencias requeridas para su desarrollo profesional.

Autor:

Viviana Torres

@viviana_tvq

2018-10-09T16:11:01+00:00Educación|